En verano se dispara el consumo de electricidad para el aire acondicionado, tanto que la refrigeración representa el 11% del consumo total de electricidad en el país.

Lo más fácil para evitar emplear el aire acondicionado es la práctica tradicional de aislarnos del aire caliente durante el día con toldos y ventilar la casa por la noche y a primeras horas de la mañana.

¡Instala toldos en las ventanas donde da más el sol y deja apagado el aire acondicionado!


Publicado: 4 de Mayo de 2015